THE BLACKLISTYa han pasado casi dos meses desde que comenzara la nueva temporada de series y, después de recopilar datos y más datos, podemos decir que disponemos de suficiente información para hablar de lo que nos han deparado los 24 estrenos de las cinco grandes Networks estadounidenses. Es por eso que hoy analizaremos primero cuáles han sido las grandes triunfadoras y a lo largo de la semana —¡estad atentos!— veremos los pequeños grandes fiascos que pronto borraremos de nuestra memoria.

A grandes rasgos, las cadenas no han estado muy acertadas en cuanto a los nuevos proyectos. Apenas tenemos un par de éxitos; las series que se comportan bien se pueden contar con los dedos de una mano y una gran mayoría de ficciones se mueven entre datos mediocres. En cuanto a cancelaciones, ya tenemos cuatro producciones que se encuentran bajo tierra, pero es cuestión de semanas que el grupo se amplíe.

Renovaciones: Sleepy Hollow

Fox quiso marcarse un tanto anunciando, tras la emisión de su segundo capítulo, la renovación de Sleepy Hollow por una segunda temporada. Se trata de un movimiento comprensible, pues a pesar de haber perdido un 25% de audiencia respecto a su estreno (más de 10 millones de espectadores), es la ficción más seguida de la cadena en la actual temporada relegando a pesos pesados como Bones o Glee.

Éxitos: The Blacklist y The Millers

La nueva temporada no está siendo muy abundante en cuanto a éxitos; por mucho que algunas de las cadenas se empeñen en catalogar sus ficciones como tales, la realidad es bastante diferente. The Blacklist en NBC y The Millers en la CBS son las nuevas ficciones que vienen marcando los mejores y más estables datos, tanto en audiencia como en la franja que más interesa a los anunciantes. El éxito de estas dos series hay que tomarlo con relativo cuidado pues tienen una gran ventaja respecto a otros productos: su Lead-In.

Pilot

The Blacklist se emite después de The Voice, programa revelación de las últimas temporadas y que ya el año pasado sirvió para que Revolution se estrenara triunfalmente. La diferencia entre la serie protagonizada por James Spader y la de “JJ” es que esta última fue desinflándose como un globo a marchas forzadas. A estas alturas de la temporada pasada ya se había dejado más del 26% de su audiencia, frente al 16% que ha perdido The Blacklist este año. La NBC ya ha otorgado temporada completa al thriller, pero habrá que ver cómo se comporta al volar en solitario dentro de unos meses.

El otro “éxito” de la temporada también hace uso de un potente Lead-In, en este caso la comedia The Big Bang Theory, que marca unos datos absolutamente monstruosos que rara vez se sitúan por debajo de los 17 millones de espectadores. The Millers consigue mantener aproximadamente el 70% de la audiencia que marcan Sheldon y compañía, unos datos aceptables que le pueden ayudar a asentarse en la competitiva noche del jueves.

Audiencia Estrenos Estado de Salud

Tres buenos estrenos… cayendo

En este apartado vamos a repasar las series que se estrenaron con grandes datos pero a las que el paso de las semanas no les ha sentado del todo bien. Comenzamos con Agents of SHIELD (ABC), que era la que, a priori, tenía todas las papeletas para triunfar. Y no lo hizo nada mal en su estreno, consiguiendo el mejor dato en demos (4,6) de los estrenos y casi 12 millones de espectadores. Sin embargo, parece ser que la ficción es algo aburrida y monótona, lo que le ha hecho perder el 40% de su audiencia en solo cinco capítulos. A pesar del considerable bajón, la ABC confía en su producto y le ha otorgado temporada completa. Que consiga volver el año que viene ya es harina de otro costal.

Crazy OnesThe Crazy Ones, protagonizada por Robin Williams y Sarah Michelle Gellar, marcó unos datos escandalosos el día de su Series Premiere (15,6 millones y 4,0 en demográficos), aunque tuvo la ayuda de emitirse tras la Season Premiere de The Big Bang Theory. Una vez que The Millers heredó su lugar en la parrilla sus audiencias no han hecho más que resentirse, dejando por el camino casi siete millones de espectadores (-43%). A su favor juega el que CBS le haya concedido la temporada completa y que el nombre de Robin Williams le asegurará unas buenas ventas internacionales. Se da la circunstancia de que Dos hombres y medio, que se emite a continuación, no atraviesa su mejor momento -marcando mínimos históricos- por lo que en CBS deben estar más que contentos con su nueva comedia a pesar del bajón tan pronunciado. Estaremos pendientes de su evolución.

Pasamos de la cadena en la que parece funcionar todo -o casi todo- a la que rara vez logra acertar con sus estrenos. Michel J.Fox Show suponía el regreso a la televisión del ex ídolo de masas ochentero y su aterrizaje en la parrilla se saldó con unos correctos 7,3 millones y un 2,1 en demos; unos datos más que aceptables para la cadena en la que se emite donde solo la anteriormente mencionada The Blacklist y Chicago Fire comenzaron mejor la temporada. El problema ha surgido con el paso de los capítulos, donde la comedia se ha ido hundiendo inexorablemente perdiendo más de la mitad de su audiencia.

Aquí os dejamos un enlace a la tabla con los datos que han marcado los capítulos desde su estreno:

tabla audiencias estrenos 13 14_opt